Beneficios de practicar Yoga para la salud mental y física.

DEFINICIÓN DE YOGA

Según las enseñanzas de los antiguos hindúes, el fin básico del Yoga es alcanzar el moxa, un estado considerado por ellos perfecto, libre de pasiones y de inquietudes, resultado y función especifica del conocimiento verdadero. Desde su creación el Yoga se manifestó en diversas líneas, que siguen la misma filosofía pero utilizan métodos diferentes para alcanzar el objetivo básico de las posturas del yoga. En el occidente, el Yoga ha tenido una excelente aceptación: las personas buscan en esta técnica la salud, el equilibrio mental y el desarrollo espiritual.

Yoga significa unión, ya que la meta del Yoga es la unión de la conciencia con el principio absoluto. El Yoga es una ciencia empírica que purifica nuestro cuerpo y nuestra mente, liberandonos de todas las perturbaciones, una ciencia en donde ciertas personas han tratado de sondear los misterios de la mente, del intelecto, de las emociones, del sufrimiento y de la vida.

Yoga ha nacido de miles de años de experiencias que han sido replicada por muchos yoguis a lo largo de la historia. Yoga posee sus propios métodos y fundamentos que hacen que sea un amplio y completo sistema de desarrollo interior.

Trabaja el cuerpo físico, las glándulas endocrinas, los órganos internos a la vez que busca conectar la mente inconsciente con la consciente y nos permite observar nuestros patrones mentales. La finalidad de esta disciplina es ayudarnos a mantenernos sanos, encontrar la felicidad tanto a nivel físico como mental y espiritual.

La práctica del Yoga se compone de:

EJERCICIOS DE RESPIRACIÓN: pranayama.

POSICIONES DE YOGA: asanas

POSICIONES DE MANOS: mudras

Y como arte, es una manifestación que invita al prácticamente a la armonía. Esto porque en Yoga se aprende la respiración como una ciencia y la relajación como un arte.

El Yoga ayuda a entender que el origen de las angustias y de los temores está en uno, que uno es responsable de su vida. La práctica de algunas técnicas da serenidad a la mente, permitiendo ver las cosas cotidianas con más mesura. Pero el Yoga no solo favorece la mente, los resultados a nivel de salud física también han sido comprobados.

LOS ORIGENS DEL YOGA

Los orígenes del Yoga se remontan a la prueba arequeologica más antigua encontrada, data aproximadamente del año 3000 antes de Cristo, y se trata de sellos de piedras con figuras de posiciones yoguicas pertenecientes a las civilizaciones de los Valles del Indo y Saraswasti.

TIPOS DE YOGA

Los tipos o escuelas de Yoga se configuran en función de los objetivos a conseguir, pero en términos muy generales son: la relajación, la respiración, las posturas, la concentración, el desprendimiento interior.

EN QUÉ CONSISTE LA PRÁCTICA DE YOGA

La verdadera práctica de yoga está compuesta de posturas (​asanas), relajación (​savasana), meditación (​dhyana), respiración (​pranayama), kriyas (limpiezas), mudras (sellos energéticos) y kirtan (cantos), convirtiéndose además de en un ejercicio, para muchos, en una forma de vida que busca el bienestar, la paz interior e implica un estilo de vida que compromete a la observación de pautas éticas, principios de vida y una alimentación adecuada.

El yoga integra movimiento y respiración sincronizándolos y transformándolos en una sola cosa. Su práctica puede transformar también tu vida generando cambios profundos en nuestra salud. De hecho, se usa como medicina preventiva o rehabilitadora porque estimula los procesos
metabólicos y anabólicos y mejora la circulación de energía, oxigenando el cuerpo.

  1. Quizás el beneficio más destacable y por que el que la mayoría de la gente busca practicar yoga hoy en día es porque ​ayuda a reducir el estrés. ​​El estilo de vida de las sociedades occidentales nos puede llevar a padecer estrés, con las consecuencias que puede traer a posteriori (ansiedad, depresión…). La práctica continuada de yoga, reduce los niveles de cortisol, la hormona del estrés.
  2. Favorece la producción de serotonina, un neurotransmisor que participa en muchos procesos y una de sus principales tareas es aumentar la producción de melatonina, la hormona que regula los ciclos del sueño. Por lo tanto, podemos afirmar que la práctica de yoga, ​mejora el sueño​​.
  3. Otra de las tareas de la serotonina es regular el humor. Niveles bajos de serotonina se asocian a conductas depresivas y obsesivas. La práctica regular de yoga, ayuda a mejorar significativamente en personas con este perfil, de manera similar al ejercicio físico, debido al aumento de serotonina.
  4. Los practicantes de yoga ​mejoran la concentración​​, coordinación, tiempo de reacción, memoria, el aprendizaje y muestran una mayor habilidad para resolver problemas. 20 minutos de yoga al día son más beneficiosos a nivel cognitivo que una sesión de ​actividad física intensa doctores estadounidenses de la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard y el Hospital General de Massachusetts han demostrado, tras un estudio, que el yoga y la meditacion aumentan el tamaño de los telometros unas estructuras que se localizan en los extremos de los cromosomas y que se relacionan directamente con el envejecimiento, el desarrollo de ciertas patologías e incluso con una muerte prematura.

DI SI AL YOGA!

Como, no obstante, somos muy escépticos y hasta que no nos enumeran contrastadas pruebas científicas no solemos creer eso que nos dicen, os dejo lo que dice la ciencia sobre los beneficios del yoga para nuestra salud. Lo que pocos saben es que los beneficios del yoga están demostrados científicamente y que hay estudios publicados que confirman lo que maestros y yoguis ya sabían: que el yoga es una medicina para el cuerpo y el corazón y que, aplicado a personas deportistas, puede ser clave para conseguir nuestros objetivos de fuerza, estabilidad, incluso de velocidad y, por supuesto, prevención y rehabilitación de lesiones.

Los estudios nacen no solo de la India, cumbre del yoga, sino que cada vez hay más estudios realizados en centros médicos de investigación y universidades como la de Duke y Harvard, o la Universidad de California en San Francisco, el centro neurálgico donde se popularizó en los años 60 el yoga occidental. 

► CERO Estrés CERO Ansiedad

Estoy segura de que hay muchas razones para esto, ¡pero simplemente deberías probarlo y sentirlo por ti mismo! El yoga ayuda muchísimo a eliminar el estrés y el caos de nuestra vida cotidiana y nos aporta un enfoque de conciencia en el momento presente.

Pone nuestras realidades en perspectiva y desde aquí podemos comenzar a eliminar con éxito el desorden y el estrés no deseados. Para mi es completamente un hábito. Extiendo mi colchoneta y mis problemas parecen desaparecer instantáneamente. Activando el sistema nervioso parasimpático ¡y a liberar endorfinas!

► Conviértete en 100% Productividad

Hacer yoga es una forma de darte a ti mismo (cuerpo, mente y alma) una recompensa. La mayoría de las personas ven el trabajo como algo duro y desafiante y eso es muy duro, ya que es algo que harás durante toda la vida y le dedicarás muchas horas de tu tiempo. Por eso es importante que te sientas realizado y feliz. Y para ello, nada mejor que ser efectivo y productivo. El yoga es un regalo para aumentar tu productividad. ¡Es tu momento!

Es una forma de estimular el sistema de recompensa de tu mente. Por lo tanto, haciendo el bien te sientes bien y es por eso que a menudo saldrás de clase sintiéndote ligero, feliz y capaz de todo. Es un comportamiento humano asociar ese sentimiento de euforia con el acto de hacer algo bueno por nosotros mismos. Entrenarnos para asociar el hacer el bien con SENTIRSE bien puede ayudar a fomentar más este tipo de comportamiento y productividad.

Espero te haya gustado el post y sino lo has probado te animes con tu primera clase de Yoga!

Un abrazo! 🌺